Incontinencia urinaria: causas, síntomas y tratamiento.

Share on facebook
Share on email

A menudo escucho a mujeres que me preguntan por la incontinencia urinaria: “¿Es normal que se te escape un poco de pis con la edad?. A mi madre le pasaba y a mi abuela también.” Mi respuesta siempre es: No es lo normal y puedes impedir que te pase, dependiendo de las causas y los tipos habrá un tratamiento eficaz.

 La incontinencia urinaria es la pérdida involuntaria de orina. Puede ser desde una gotita a un chorro. No es una enfermedad exclusiva de mujeres, pero debido a la anatomía femenina, es más común. Puede llegar a ser un problema social ya que la vida de la persona que lo sufre gira en torno a que haya un baño cerca o cuando está con su familia o amigos tiene que acudir mucho al baño.

¿Qué tipos de incontinencia hay?

Hay cuatro tipos de incontinencia:

  • La incontinencia de esfuerzo es la pérdida involuntaria de orina que se produce con pequeños o grandes esfuerzos físicos como toser, estornudar, saltar, correr…, ya que producen un aumento de la presión abdominal. Es el tipo más frecuente en las mujeres. Suele deberse a una debilidad del suelo pélvico.
  • La incontinencia de urgencia es la pérdida involuntaria de orina asociada a un fuerte deseo de orinar. Se debe a que la vejiga se contrae fuertemente sin que la persona haya decidido orinar.
  • La incontinencia mixta es una mezcla de las dos anteriores en la que hay una urgencia miccional y una pérdida de orina con los esfuerzos.
  • La incontinencia por rebosamiento es la pérdida involuntaria de orina producida cuando el volumen de ésta en la vejiga supera su capacidad. Se produce por goteo, gota a gota, o en chorro fino sin fuerza.

¿Qué puede provocar la incontinencia, cuales son sus causas?

  • El embarazo, debido a los cambios que se sufren en cuanto a postura, peso…
  • Mujeres con menopausia, debido a los cambios hormonales.
  • Deportistas de alto impacto e hiperpresión como running, halterofilia, saltos…
  • Asociado a enfermedades neurológicas.
  • Mujeres con un prolapso o caída de órganos.
  • Tras cirugía de próstata.
incontinencia

¿Cuál es el tratamiento para la incontinencia?

Lo primero que debes hacer es acudir a un especialista que diagnostique si tienes incontinencia y qué tipo. Después podrás ponerte en manos de un fisioterapeuta especializado en suelo pélvico con el que podrás trabajar los distintos factores que provocan esas pérdidas de orina.

Hay distintas técnicas en fisioterapia: biofeedback, elerctroestimulación, ejercicios de suelo pélvico, gimnasia abdominal hipopresiva…dan resultados efectivos hoy en día.

Todo ello lo deberemos compaginar siempre con un cambio postural, ya que lo más importante es que reeduquemos al cuerpo para evitar esas presiones que debilitan nuestro suelo pélvico y provocan esa pérdida de orina.

incontinencia urinaria

¿Qué puedo hacer para prevenir la incontinencia?

Podemos ayudar a prevenir la incontinencia de varias formas:

  • Realizando ejercicios de suelo pélvico para mantener la fuerza y la resistencia de nuestros músculos y que estén preparados para cualquier situación.
  • Cuidando nuestra postura y haciendo ejercicio físico que no sea hiperpresivo.
  • Evitando bebidas con cafeína o con alcohol o comida picante, estudios demuestran su relación.
  • Reduciendo el sobrepeso y con una dieta equilibrada para evitar el estreñimiento.

Artículos:

https://www.sciencedirect.com/science/article/abs/pii/S0210573X15000556   Fisioterapia en incontinencia urinaria de embarazo y posparto: una revisión sistemática

https://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S0212656713001923 Prevalencia y factores de riesgo de incontinencia urinaria en mujeres que consultan por dolor lumbopélvico: estudio multicéntrico

Call Now Button